Cómo preparar aros de cebolla a la cerveza, receta y paso a paso

Los aros de cebolla son un tipo de comida rápida muy popular en todo el mundo que se habría originado en Estados Unidos durante la década de 1920.
 
Receta de aros de cebolla a la cerveza

Receta de aros de cebolla a la cerveza

Por su parte, la cerveza en general suele ser un ingrediente muy común para preparar masas fritas debido a su contenido de levadura y dióxido de carbono, lo que hace que permite obtener como resultado masas esponjosas y crujientes.
 


 

Elección de la cerveza

Lo mejor de todo es hoy en día que podemos escoger entre una infinidad de perfiles de aroma y sabor disponibles en el mercado de la cerveza artesanal, ya sea queramos una masas suave y claras o una masa algo más oscura y de sabor más profundo como en este caso, en donde utilizaremos una cerveza tipo Stout de sabores muy definidos, pero aun en equilibrio con los demás ingredientes de la receta.

Receta de aros de cebolla a la cerveza

Estos aros de cebolla son ideales como snack ya sea que disfrutes de un partido o una película. Ahora vamos a la receta.

Ingredientes

  • 2 cebollas grandes
  • 330 cc de cerveza tipo Stout
  • 2 tazas de harina
  • ½ taza de fécula de maíz
  • 1 cucharadita de polvos de hornear
  • 2 cucharadas de mostaza Dijon
  • ½ cucharadita de paprika
  • 1 cucharadita de miel
  • ½ cucharadita de sal
  • 6 tazas de aceite o manteca para freír

 

Cocina y Coctelería con Cerveza: 50 recetas seleccionadas
  • Carlos Manosalva Uhart
  • Editor: Independently published
  • Tapa blanda: 129 páginas

Preparación

  1. Rebanar las cebollas en aros gruesos
  2. En un bol mezclar la harina, la fécula de maíz, el polvo para hornear, la paprika y la sal.
  3. En un bol aparte mezclar la cerveza, la mostaza y la miel
  4. Incorporar las dos mezclas hasta obtener una consistencia homogénea.
  5. En una olla grande o una freidora calentar el aceite a unos 120°C.
  6. Sumergir y rebozar cada aro de cebolla en la mezcla mezcla hasta quedar bien cubiertos, retirando el exceso de masa.
  7. Freír inmediatamente durante unos 6 minutos hasta que estén esponjosos y dorados.
  8. Depositar en papel absorbente para retirar el exceso de aceite y servir preferentemente mientras estén tibios.

 

www.nuevamujer.com

 

Recomendamos



0/5 (0 Reviews)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *