Por Katie Brown

Aquellos que frecuentan bares especializados en cerveza artesanal a menudo han observado como el bartender -beertender en este caso- enjuaga las copas y vasos con un chorro de agua fresca antes dar paso al servicio de cerveza en línea desde el barril.

Enjuagador de copas y vasos
Enjuagador de copas y vasos

Ahora bien, esto que podría parecer simplemente una buena práctica de higiene, la verdad es que tiene una multitud de propósitos y beneficios adicionales para lograr un correcto servicio de cerveza.

El enjuague no reemplaza al lavado

Para descubrir por qué los beertenders de los mejores bares y cervecerías del mundo siempre rocían de agua fresca la cristalería justo antes del servicio, consultamos a Dan Lamonaca, dueño y administrador de Beer Karma con sede en Nueva York.

En primer lugar, Lamonaca enfatiza que, si bien enjuagar un vaso antes de servir contribuye efectivamente a una experiencia de beber más higiénica, esto nunca debe sustituir a un adecuado lavado antes del servicio.

Enjuagar el vaso es la última de múltiples etapas igual de importantes para el servicio de cerveza, pero que es completamente irrelevante si el vaso que se está enjuagando no ha sido lavado adecuadamente antes.

Razones para enjuagar tu vaso de cerveza

Existen tres razones principales para enjuagar y rociar de agua fresca una copa o vaso de cerveza antes de servir.

La primera es que enfría un poco el cristal, ya que habitualmente una vez que los vasos salen del lavavajillas y se almacenan, es posible que aún estén tibios al tacto, lo que podría elevar la temperatura adecuada de la cerveza una vez servida.

Enjuagando con agua fría de antemano, se evita de manera muy simple este problema potencial.

Productos de limpiez
Productos de limpiez

La segunda razón es que nos permitirá enjuagar cualquier jabón residual que pueda haber quedado adherido a las paredes interiores durante el lavado.

Además, cuando los vasos permanecen en los estantes durante períodos relativamente prolongados, a veces tan sólo unas horas, a menudo pueden llegar a acumular polvo, un problema que se resuelve rápidamente con un chorro de agua fría a presión.

Por último, enjuagar un vaso ayudaría a mejorar la textura general de la cerveza una vez servida, ya que el agua crea una superficie resbaladiza que minimiza la tensión superficial y la fricción, ayudando a formar una espuma suave y cremosa.

Señales que debes tener en cuenta

Dicho esto, existen algunas señales infalibles que te permitirán saber ti su cerveza se ha vertido en un vaso sin enjuagar.

Potencialmente podrías recibir una cabeza de espuma mayor a la habitual, lo que a menudo podría incluso llegar a ser problema para el bar, ya que deberán tirar un poco más de cerveza cada vez para alcanzar un vertido correcto.

Aunque esto no es nada que una buena técnica de servicio no pueda solucionar.

Otro punto importante es que si todavía hay restos de polvo o jabón en las paredes interiores del vaso, la cerveza desarrollará puntos de nucleación con burbujas adheridas por toda la superficie interna. Un signo inequívoco que el vaso todavía está sucio.

Nucleación
Nucleación

Si bien algunos consumidores podrían pensar que enjuagar el vaso justo antes de servir puede llegar a diluir la cerveza, Lamonaca asegura que cuando la práctica es realizada correctamente no existe ningún impacto negativo en el servicio, ya que se trata de una cantidad muy, muy insignificante de agua.

La mejor experiencia de consumo siempre

Por último, lavar y enjuagar adecuadamente tu cristalería de cerveza no es solo una práctica destinada a los bebedores de cerveza de barril.

Lo mismo aplica ya sea si quieres consumir una lata, una botella o un growler de cerveza, incluso si estás en tu casa, los consumidores algo mas experimentados siempre deberían enjuagar su cristalería con agua fresca.

Porque si bien la mayoría de las barras de cerveza poseen enjuagadores especializados en forma de estrella que permiten rociar los vasos boca abajo a alta presión, un simple enjuague en el fregadero también será suficiente.

Literalmente, sólo debes enjuagar con agua fría el interior de tu vaso durante unos 3 a 4 segundos y escurrir sin secar o utilizar paños de limpieza.

Los lavabos en forma de estrella en realidad tienen que ver más con la eficiencia del proceso y el uso del agua que con cualquier otra cosa.

Recomendamos

 
Artículos Relacionados
Artículos Patrocinados

Última actualización el 2021-10-02 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Newsletter The Beer Times™

Escribe un Comentario